26 de junio de 2010

TRES...

Entro ya en la cuenta atrás.
A veces me parece que todos los caminos terminan en un muro.
Pero sigo caminando.
Y sé que si vuelvo a dar de bruces contra una realidad que no me gusta,
lloraré durante un día,
pero no perderé más tiempo en recuperarme,
levantarme y seguir luchando.

4 comentarios:

· Alba · dijo...

Te presto un hombro virtual para ese día y mi muro, que está hecho de esponja amarilla y no duele cuando toca chocarse ;)

anaïsea dijo...

Gracias :)
Eres un amor.

Alex dijo...

¡Suertérrima para tí!

Te diría que veo el futuro con mis poderes vampiriles y que todo va a salir bien, pero sería mentira, así que simplemente, suerte y ya queda menos para saberlo! Que lo peor es la incertidumbre...

Taty Cascada dijo...

Me sucede algo curioso con los poemas nostálgicos, me provocan ternura,necesidad imperiosa de acoger al autor, pero por otro lado, me causan admiración... Sentir que esa persona es capaz de traspasar una puerta invisible, y que nos regale bellas imágenes,es grandeza, es maravilloso, es magia.

Un beso, sé que eres fuerte y te recuperarás.